Lifestyle

Riesgos que representan los sistemas de calefacción

Para este invierno; los riesgos de tener sistemas de calefacción

Por Jazmín Nuñez

- 25 de Noviembre de 2021 - 18:27 hs
Riesgos que representan los sistemas de calefacción

Riesgos que representan los sistemas de calefacción (pexels.com)

No importa el tipo de calefacción que uses, la falta de mantenimiento siempre aumenta la probabilidad de accidentes. Los sistemas de calefacción se ponen a toda marcha en el hogar durante las estaciones gélidas, pero la verdad es que la mayoría se salta esta interrogante; después de todo, lo que prima es entrar en calor.

Tampoco está de más denotar el hecho de que la probabilidad de que ocurra un accidente también es considerablemente alta con la calefacción de la estufa, por ejemplo, el riesgo es padecer una quemadura, mientras que con otros tipos de calefacción puede ser una intoxicación química. 

La calefacción cumple una función muy importante en las casas. No obstante, como todo, requieren de un mínimo de mantenimiento, en la mayoría de los casos anual. También deberás cumplir con algunas medidas de seguridad por cada tipo de calefacción.

También puedes leer: El color rojo en la psicología

Las cocinas o estufas a gas son unos de los sistemas de calefacción más usados en la mayoría de los hogares. Bien sea a gas o eléctricas, las estufas mal manipuladas pueden ser riesgosas. Algunos de los peligros vinculados a ellas incluyen la intoxicación o incendio por rotura de la manguera, dejar las válvulas de la estufa mal cerradas o, incluso, una mala postura del regulador del gas. Y para quienes usan cilindros de gas, además de las expuestas, otras de las razones de peligro puede ser una mala postura o fuga del mismo.

Riesgos que representan los sistemas de calefacción (pexels.com)

Incluso la electrocución se puede dar a causa de una falla en el cableado de la estufa, en la toma de corriente. Algo menos probable es una falla de fábrica en el electrodoméstico o una fuga de agua, poco perceptible, en la pared cercana a la cocina.

El gas butano es no tiene olor alguno; por lo tanto, se le agrega un compuesto llamado metil mercaptano para dotarlo de un olor desagradable e inconfundible. Pero hay ocasiones, remotas, donde este hidrocarburo no cuenta con este característico aroma y, por lo tanto, no es posible detectar una fuga. Sin embargo, hay unos síntomas que se le pueden vincular.

Entre los síntomas se encuentra el olor de cabeza: es el síntoma más común que se presenta ante la exposición densa de un agente tóxico, irritación de nariz y mucosas nasales, así como también la dificultad para respirar.

La mejor forma para evitar que los riesgos potenciales de los sistemas de calefacción se vuelvan una realidad es la prevención.

El uso de una mezcla de agua con jabón funciona bastante para detectar fugas en las mangueras o en las válvulas de gas. El método consiste en colocar un poco del líquido en las zonas de potencial pérdida del hidrocarburo. Observa si se forman burbujas, esto será el indicativo de que hay una fuga.

Es indispensable que las calefacciones en los hogares cuenten con una certificación, por lo que su instalación y mantenimiento debe ser realizado por un profesional certificado. El organismo certificador dependerá de cada país.

También puedes leer: Cómo superar la frustración

Riesgos que representan los sistemas de calefacción (pexels.com)
Síguenos en

En esta nota

Recibe todas las noticias en tu e-mail

Temas de interés e historias especiales para mujeres fuertes.

Debes completar tu e-mail Debes completar un e-mail correcto.
Ya estás suscrito a nuestro newsletter. Pronto recibirás noticias en tu correo.

Suscribirse implica aceptar los Términos y Condiciones

Más de Lifestyle