Maquillaje

Cómo desmaquillar el rostro: crea tu rutina

¿Vas a dormirte con tu maquillaje puesto? ¡No lo hagas! Sigue estos pasos y verás cómo una rutina para desmaquillarte te ahorra muchos productos para el envejecimiento de tu rostro.

Por Itzel Olivares

-

Cómo desmaquillar el rostro: crea tu rutina (Pexels)

¿Te ha pasado? Llegas tarde de una fiesta, una reunión o incluso del trabajo y lo único que quieres es ir directo a tu cama y no saber más del mundo, pero tienes maquillaje por toda la cara pero estás tan cansada que decides posponerlo para mañana a primera hora de la mañana… para volver a aplicar maquillaje. Luego, a mitad de la noche tienes una sensación de comezón e irritación en los ojos porque la máscara para pestañas se ha metido en ellos y debes levantarte para retirarla.

Si esto te ha sucedido solamente en una vez es válido dejarlo pasar, pero si dejarte el maquillaje puesto se ha hecho muy común en tu vida cotidiana debes saber que estás ocasionándole un daño no solamente a tu piel sino también a tus ojos; esto sin contar las demás partes de tu rostro que pueden llegar a resentirlo. Así que sigue estas recomendaciones e incorpóralas a una rutina para lucir una piel joven y radiante.

Desmaquilla

Primero que nada, desmaquilla tus ojos. Esto lo puedes lograr con un desmaquillante para ojos de agua micelar o bien una loción a base de aceite. Actualmente en el mercado hay muchos productos que funcionan como desmaquillante al tiempo que hidratan tu piel. Después de desmaquillar tus ojos continúa con tus cejas y con el resto de tu cara; continúa con tus labios hasta retirar todo el maquillaje. Si lo deseas, recoge tu cabello antes para retirar el maquillaje para no manchar tu cabello.

Cómo desmaquillar el rostro: crea tu rutina. Foto: Pexels.

Lava tu cara

A continuación lava tu cara con jabón neutro. Este jabón es ideal para retirar los excesos tanto de maquillaje como de desmaquillante, y con esto lograrás que tú cutis esté libre de materia grasa. Seca tu rostro con una toalla dando ligeros golpes, muy suavemente, y si lo deseas, después de este paso puedes exfoliar la piel. Si tienes el tiempo encima, omítelo. Puedes encontrar jabón neutro en una presentación líquida y muy espesa, lo que funciona como un gel limpiador.

Un consejo muy práctico para ayudar a conservar la piel y retrasar el envejecimiento es lavar la cara con agua fría. El agua a esta temperatura es propicia ya que estimula la circulación de la sangre y tensa las células de la piel. De hecho, las duchas con agua fría son un buen remedio, y de los más naturales y sencillos que puedes poner en práctica para obtener una piel libre de arrugas.

Cuando te desmaquilles hazlo en movimientos circulares y asegurándote de qué estás retirando todo el maquillaje. Hazlo como si estuvieras dando masajes por toda tu cara; es probable que debas usar varias toallas toallitas, y de preferencia utiliza aquellas que son de algodón. Más vale que sobre desmaquillante a que dejes restos de pintura, porque al final de cuentas lavarás tu cara y la sensación de grasa del desmaquillante desaparecerá en cuanto la seques.

Cómo desmaquillar el rostro: crea tu rutina. Foto: Pexels.

Humecta

Por último, complementa estos pasos con una crema de noche para humectar tu rostro, ya que al lavar tu cara puede queincluso te la dejes reseca debido a los componentes del agua de la llave. De igual manera, aplica la crema humectante en círculos, de manera ascendente, es decir, empezando desde la barbilla hasta la frente como si dieras masajes por toda tu cara.

Puedes añadir a esta rutina compresas de agua fría o bien frotar cubitos de hielo contra tu cara al menos una vez a la semana, ya que tiene la misma función del agua fría que te mencionamos. De igual manera, antes de dormir puedes aplicarte remedios para combatir las ojeras. Actualmente en las tiendas de belleza puedes encontrar aplicaciones que se usan justamente en esta área manera de bolsitas reafirmantes.

Retira exceso de grasa

Como recomendación extra, si estás en la calle y no tienes manera de lavarte la cara, puedes utilizar una loción astringente, que funciona para retirar el exceso de suciedad y grasa que tienes en el rostro. Al mismo tiempo le dará sensación de frescura y así evitarás que tu cara brille debido a la grasita que por naturaleza emanamos de los poros. Es muy importante que de preferencia no la apliques sobre heridas de piel, incluyendo el acné, ya que esto puede hacer que las manchas del mismo permanezcan varias semanas.

Cómo desmaquillar el rostro: crea tu rutina. Foto: Pexels.

En esta nota

Recibe todas las noticias en tu e-mail

Temas de interés e historias especiales para mujeres fuertes.

Debes completar un tu e-mail Debes completar un e-mail correcto.
Ya estás suscrito a nuestro newsletter. Pronto recibirás noticias en tu correo.

Suscribirse implica aceptar los Términos y Condiciones

Sigue leyendo

Ranking

Más de Maquillaje